Fiscalía Anticorrupción de Puebla: Fabrica de Impunidad y Corrupción

0
201

La Fiscalía Anticorrupción de la Fiscalía General del Estado de Puebla, el día de ayer se permitió no acudir a la defensa de dos jóvenes quienes fueron víctimas de abuso de autoridad y tortura, como lo adujo su defensa. Las razones tras la omisión de la representación social fueron el supuesto descubrimiento de pruebas 30 minutos antes de que la audiencia para la formulación de imputación de un Magistrado del Tribunal Superior del Estado y el ex director de bienes muebles e inmuebles del Estado.

El proceso se sigue por los hechos sucedidos el día 27 de mayo de 2022, cuando el Magistrado Carlos Palafox y, el entonces director Igor Emilio Ferrer, ordenaron la ilegal detención de Sebastián y José, hijo de la Notaria Pública Norma Romero Cortés, quien además de ser llamada “la Notaría del Pueblo”, ha sido la única candidata independiente quien sin acuerdos pudo subir a las listas de candidaturas aprobadas.

Los jóvenes privados de manera ilegal de su libertad, presentaron una denuncia por tratos crueles, abuso de autoridad y desaparición forzada, misma que fue encausada a modo, hacia un simple abuso de autoridad, sin considerar las consecuencias que en su persona y sus familias han causado los hechos.

Los hechos sucedidos en la audiencia que tuvo lugar el día de ayer, demuestran que la fiscalía poblana tiene poca voluntad por erradicar la impunidad, lo que tiene por consecuencia permitir la sistemática violación de la integridad de la ciudadanía poblana mediante el abuso del poder y el uso excesivo de la fuerza.

Sin embargo, queda una esperanza. La luz al final del camino es la cruzada del Gobernador del Estado de Puebla, Sergio Salomón Céspedes Peregrina, quien mediante diversos mensajes ha demostrado que, con mano firme, desea hacer patente que el Estado de Derecho impera en su entidad, tanto así que en días pasados el secretario de Gobernación, Javier Aquino, declaró que se le daría puntual seguimiento al caso para que la carpeta sea armada con la debida diligencia y el proceso sea seguido en estricto apego al debido proceso.

¿Qué pasa con la representación social? ¿Representa a la impunidad? ¿Desea erradicar el abuso de poder y el terrorismo de Estado? Parece que no.

El Ejecutivo Estatal se encuentra limpiando su casa, sin embargo, en las cuevas más obscuras, las ratas no se dejan educar.