Biden pide al Congreso 105 mil mdd para Ucrania, Israel y frontera con México

0
175

Joe Biden pidió al Congreso de Estados Unidos un paquete de más de 105 mil millones de dólares para ayudar a Israel y Ucrania, abordar la crisis migratoria y contrarrestar a China, pero podría quedar en nada debido al caos en la Cámara de Representantes.

La petición llega un día después de que Biden vinculara el ataque del grupo islamista palestino Hamás a Israel con la invasión rusa de Ucrania por parte del presidente ruso Vladimir Putin, diciendo que ambos pretenden “aniquilar” democracias.

Su objetivo es intentar convencer a los estadounidenses de que Estados Unidos debe seguir siendo “un faro” para el mundo.

El presidente demócrata afirmó el jueves desde el Despacho Oval que las enormes sumas (61 mil 400 millones de dólares en ayuda para Ucrania, de los cuales 30 mil millones en armas, y 14 mil millones de dólares para Israel, de los cuales 10 mil 600 millones en armas) protegerían los intereses estadounidenses para las generaciones futuras.

Pero cae en mal momento, ya que la cámara baja del Congreso no puede aprobar el más mínimo proyecto de ley porque los congresistas republicanos, que tienen mayoría, no se ponen de acuerdo para elegir a un presidente de la Cámara de Representantes después de que un grupo favorable al exmandatario Donald Trump destituyera al anterior.

Los republicanos de todos modos son reacios a aumentar la ayuda militar a Ucrania, pero apoyan a Israel y exigen desde hace meses más firmeza en materia migratoria y contra China.

Esto explica que el megapaquete de ayuda de Biden junte crisis completamente dispares y un llamado a la unidad nacional.

Biden tiende la mano a los republicanos al pedir 13 mil 600 millones de dólares contra la crisis migratoria y la lucha contra el tráfico de fentanilo, fabricado sobre todo, según Washington, por los carteles de la droga mexicanos.

“Juegos políticos”

“Los republicanos del Congreso deben dejar de jugar a juegos políticos con la seguridad fronteriza” y “proporcionar recursos“, se lee en el documento enviado al Congreso.

Biden asegura haber logrado “avances” con su política de “vías legales” de entrada de migrantes al país, como los permisos humanitarios de reunificación familiar, la aplicación de teléfono móvil (CBP One) y las oficinas de gestión migratoria en Colombia, Costa Rica y Guatemala, y próximamente en Ecuador.

Pero “necesita más fondos“.

El dinero iría destinado a enviar 1 mil 300 agentes de la patrulla fronteriza adicionales para trabajar junto a los 20 mil 200 ya financiados en el presupuesto del año fiscal 2024, 100 máquinas de inspección de última generación para ayudar a detectar fentanilo en los puertos de entrada, 1 mil policías más y otros 1 mil 600 agentes de asilo.

Además quiere poner en marcha 375 nuevos equipos de jueces de inmigración para agilizar el procesamiento de casos, aumentar las subvenciones a gobiernos locales y oenegés para la provisión de alimentos y refugio para los migrantes y ampliar las “vías legales“.

El paquete también incluye 7 mil millones de dólares para contrarrestar a China y fortalecer a los aliados en la región de Asia y el Pacífico, y más de 9 mil millones de dólares para asistencia humanitaria para Gaza, Ucrania e Israel.