El paso que abrió el feminismo: cinco cosas que no tendríamos sin el movimiento

0
83

El feminismo no es sólo un conjunto de ideas; es una revolución social que ha redefinido las estructuras de poder y ha abierto caminos hacia la igualdad de género.

De acuerdo con el Censo de Población y Vivienda 2020 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), la población de México asciende a 126,014,024 personas, de las cuales 64,540,634 son mujeres (51.2%) y 61,473,390 hombres (48.8%). Destacando de 0 a 44 años, las edades de las mujeres, cubriendo más de la mitad de la población mexicana1.

La doctora Jessica Adriana Rayas Rosales, Gerente de Contact Center de M de Mujer, refiere que el feminismo ha logrado avances significativos que han mejorado la vida de millones de mujeres y entre los cinco derechos ganados más importantes están:

Derecho al Voto: El movimiento sufragista fue un hito fundamental, otorgando a las mujeres el derecho a participar en la vida política y tomar decisiones que afectan sus vidas y comunidades.

Educación y Oportunidades Laborales: La lucha por el acceso a la educación y el mercado laboral ha abierto puertas para que las mujeres puedan desarrollarse profesionalmente.

Derechos Reproductivos: El reconocimiento del derecho de las mujeres a tomar decisiones informadas sobre su salud reproductiva ha sido crucial para su autonomía y bienestar. Con el movimiento de liberación en los años 60s se comenzaron a comercializar los métodos anticonceptivos como los ciclos orales y, eventualmente, el DIU de cobre.

Protección contra la Violencia: La implementación de leyes y políticas para proteger a las mujeres de la violencia de género ha sido un paso importante hacia la creación de una sociedad más segura para todos.

Reconocimiento del Trabajo Doméstico: La valoración del trabajo doméstico y de cuidados, tradicionalmente realizado por mujeres, ha contribuido a visibilizar y revalorizar estas tareas esenciales.

Según datos censales, entre 1990 y 2020, las mujeres de 5 a 17 años lograron un crecimiento considerable en la asistencia escolar: pasaron de 74.7% en 1990 a 89.4% en 20202. La cual no sólo proporciona la base para la adquisición de conocimientos académicos, sino que también es esencial para el desarrollo social y emocional de los estudiantes.

La participación de las mujeres en la economía no es sólo un derecho fundamental, sino también un pilar clave para el desarrollo sostenible y el crecimiento económico.

El Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES) refiere que el 57% de las mujeres de 15 años y más que cuentan con escolaridad de nivel medio superior y superior, así como el 32.3% de las mujeres con primaria completa, son económicamente activas3.

M de Mujer asegura que estos logros son testimonio del incansable esfuerzo del movimiento feminista y de su compromiso con la construcción de un mundo más justo e igualitario. Aunque queda mucho camino por recorrer, el legado del feminismo continúa inspirando a nuevas generaciones a luchar por sus derechos y por una sociedad donde la igualdad de género sea una realidad, concluyó Mara Jazmín Aguilar, directora del Contact Center M de Mujer.

Si quieres conocer más sobre tus derechos reproductivos visita M de Mujer que apoya a cada mujer en su autónoma decisión con información veraz, científica y actualizada, a través de su sitio web http://www.mdemujer.org o sus redes sociales como son su Instagram: @mdemujer_mx, Facebook: @mdemujermx o su TikTok: @mdemujermx.